Author
Gastón Monge EnLíneaDIRECTA

Date
21 Abr 2017(18:51:10)




Imprimir

-No les conviene porque algunos son corruptos, dice abogado.

Nuevo Laredo, Tamaulipas.-Para el abogado y ex presidente de la Barra Colegiada de Abogados, Manuel Galván, es lamentable que en Nuevo Laredo haya jueces que aún operan bajo el antiguo sistema de justicia penal, los que son recontratados como jueces en el nuevo sistema, pero sin atender al perfil de jueces justos ni de servidores públicos honestos que debe tener ese nuevo sistema.

Es por ello que no cuentan con la convicción de un juez honesto, lo que permite que absuelvan a los inculpados, no por falta de pruebas sino por su incompetencia para aplicar la justicia y la ley, “y eso refleja claramente una falta de compromiso social con la justicia, y es el padecimiento que estamos teniendo en Tamaulipas y en Nuevo Laredo”, expresó.

Ello, porque no reúnen el perfil psicológico ni sociológico, por no contar con la habilidad como para poder imputar un delito o encontrar responsable a alguien, y optan por tomar decisiones que en la mayoría de los casos beneficia al delincuente y lo liberan, lo que percibe la población de manera negativa, de que el viejo régimen predomina sobre el nuevo, por convenir así a los intereses de los jueces que en su mayoría, dijo el abogado, son corruptos.

“Y así seguirán las cosas mientras no se nombre jueces con un nuevo perfil de servicio y que sean verdaderos apóstoles a la causa de la justicia”, refirió.

Dijo el que viejo régimen que aún persiste, opera en beneficio de los delincuentes, de los poderosos, y que si esta sensación impera entre los actuales jueces que operan bajo el nuevo sistema de justicia penal, el lastre de la corrupción continuará.

Pero aclaró que no solo los jueces actúan en ello, ya que dijo que los abogados de la sociedad civil contribuyen con la poca prestancia en su preparación, ya que en las llamadas audiencias iniciales, el abogado llega a ellas y ante el juez dicen que se reservan el derecho a manifestar algo en defensa de sus clientes.

“Por eso nuestra organización pugna porque los abogados nos capacitemos”, señaló.

Al preguntarle los motivos por los que un juez nunca es acusado o denunciado cuando es parcial en la aplicación de la justicia, dijo que se está pugnando por ello, aunque hay abogados y jueces que pugnan porque el estado de cosas en materia penal, no cambie en Tamaulipas.

“Por eso es que en México y en Tamaulipas no hay una justicia pronta, porque se asume popularmente que todos los jueces son corruptos, y creo que quienes imparten la justicia debe haber algunos que no están en esta condición, pero el pueblo juzga parejo porque en má o en menos, todos incurren en actos de corrupción”, explicó.

En México, el salario de un juez penal es variable, lo que puede ser entre 40 y 90 mil pesos mensuales, aunque un juez de distrito percibe un salario comprobado de 176 mil pesos mensuales, dinero suficiente de acuerdo al abogado Galván, para que alivie sus necesidades personales y familiares, y que evite llegar a la corrupción.

“Un abogado de ninguna manera aceptaría ser juez si el salario que le ofrezcan no satisfaga sus necesidades, porque sería indigno aceptar un cargo de esa naturaleza si se acepta para complementar el salario con actos de corrupción o dádivas, y si no están satisfechos, pues que renuncien y den oportunidad a jóvenes con verdadero afán de impartir justicia”, concluyó.

Deja un comentario

Create Account



Log In Your Account