Author

Date
3 Sep 2017(14:13:45)




Imprimir

México está de fiesta. El boleto al Mundial del Rusia 2018 es un hecho consumado, que se dio de forma anticipada y que le da la tranquilidad al Tricolor de terminar el Hexagonal sin los apuros que tuvo hace cuatro años, en donde incluso se tuvo que postergar el pase hasta el repechaje en contra de Nueva Zelanda, o la edición previa a la justa del 2002 en Corea y Japón, en donde el boleto se selló en la última jornada, en contra de Honduras en el estadio Azteca.

Son siete las ediciones de este formato de eliminación que han transcurrido desde su instauración, ya con esta incluida. El primer Hexagonal fue previo a Francia 1998, ya que antes, para el Mundial de Estados Unidos 1994, en donde solamente había dos cupos directos para Concacaf y uno más por la vía del repechaje. Al final, México disputó el derecho a ir a la Copa del Mundo con Canadá, El Salvador y Honduras, culminando la obra en Toronto con aquel gol de Francisco “Abuelo” Cruz.

Ya en lo que concierne al formato vigente, el combinado nacional ha vivido todo tipo de experiencias; desde las calificaciones “caminando”, anticipadas; aunque también hubo sufrimiento al máximo, al grado de quedar a segundos de no ir al Mundial y ser salvados por Estados Unidos.

También puedes leer: Hugo Sánchez pide cambio de entrenador en el Tricolor

Hoy, el seleccionado nacional consiguió su pase más rápido en lo que va del Hexagonal. Le bastaron siete partidos al plantel dirigido por Juan Carlos Osorio para decir presente en Rusia 2018, incluso con mayor anticipación que la generación del 2006 dirigida por Ricardo La Volpe, la cual apuntó a México en Alemania en ocho encuentros, mismo caso que Manuel Lapuente, quien requirió la misma cantidad de cotejos para avanzar a Francia 98.

Al respecto, Ricardo La Volpe compartió con ESTO sus impresiones sobre los beneficios que tiene el hecho de que una Selección consiga prematuramente su pase a un Mundial.

“Fue algo muy importante darle la tranquilidad a los aficionados de que estamos en Rusia. Los sponsors, las televisoras; el propio técnico y jugadores para hacer las cosas adecuadas. Ahora falta lo más importante que todos buscamos para el crecimiento de México, que es ese famoso quinto juego. Sin duda es lo que todos esperamos”, dijo quien fuera estratega nacional hace una década.

LA CONTRAPARTE
A diferencia de lo que fueron los entrenadores ya mencionados, hubieron otros que ni siquiera lograron concluir el camino de los 10 compromisos que comprende la eliminatoria. Nombres como Enrique Meza, Sven Göran Eriksson y José Manuel “Chepo” la Torre, tuvieron gestiones que pusieron en riesgo el pase mundialista, además de pasos fugaces como el Luis Fernando Tena y Víctor Manuel Vucetich, los cuales duraron dos y un juego, respectivamente en el Hexagonal rumbo a Brasil 2014, en donde la calificación llegaría vía repesca.

EL BOMBERO
En dos de los procesos ya citados en los que peligró la presencia en el Mundial para México, apareció la figura de un entrenador que apagó las llamas como un auténtico bombero e incluso, se dio el gusto de dirigir a la Selección Nacional en las Copas del Mundo del 2002 y 2010.

Se trata de Javier Aguirre, quien ante los apuros en los Hexagonales previos a los Mundiales ya mencionados, tomó un barco que parecía a la deriva y enderezó el rumbo para rescatarlo y llevarlo a Corea-Japón y Sudáfrica.

De tal forma, Osorio, La Volpe y Lapuente, marcaron el camino a seguir, mismo que cada cuatro años se debe validar y reafirmar si es que México quiere mantener la supremacía en el área con base en desempeño y no solamente jerarquía.

LOS ÚLTIMOS CAMINOS AL MUNDIAL
Proceso Técnico Jornada de pase



Estados Unidos 94 Miguel Mejía Barón No había Hexagonal

Francia 98 Manuel Lapuente Octavo partido

Corea – Japón 2002 Enrique Meza y Javier Aguirre Última jornada

Alemania 2006 Ricardo La Volpe Octavo partido

Sudáfrica 2010 Sven Göran y Javier Aguirre Noveno partido

Brasil 2014 “Chepo”, Vucetich, Tena y Herrera Repechaje

Rusia 2018 Juan Carlos Osorio Séptimo partido



A DESTACAR
Tres procesos mundialistas tuvieron que pasar para que la Selección Mexicana viviera una eliminatoria tranquila. Sudáfrica 2010 y Brasil 2014 resultó anteriormente un suplicio.



EL APUNTE
Faltan tres partidos para el Tricolor en esta eliminatoria y ante sí, tienen la posibilidad de concluir por primera vez un Hexagonal de forma invicta. Costa Rica, Trinidad y Tobago, así como Honduras, serán los rivales a enfrentar en las jornadas restantes.
FUENTE
https://www.esto.com.mx
Deja un comentario

Create Account



Log In Your Account