Author
Maremágnum Mario Vargas Sua?rez

Date
12 Oct 2017(17:24:41)




Imprimir

La opinión pública tamaulipeca pareciera estar más sorprendida que dividida por los últimos acontecimientos de esta entidad al extremo noreste del país, sobre todo por la acciones legales que ahora vivimos.
Los mexicanos y particularmente en la entidad, nos hemos quejado de los tres niveles de gobierno y hasta hace un mes, los comentarios en ese sentido se referían a “pan con lo mismo”, es decir, nada contra la impunidad.
Pese a lo anterior, la semana pasada Tamaulipas hizo eco en las noticias nacionales cuando nos enteramos de la detención judicial del exgobernador Eugenio Hernández Flores, acusado de delitos graves.
El desparpajo y la confianza que Geño mostró en las fotos al llegar al penal de Tamatán, además que no se le vio esposado, dieron la idea de que solo era pose, incluso la llegada de señoras de varias colonias al CEDES Victoria, todo parecía parte del show mediático.
Pero ayer jueves hubo sorpresas mayúsculas.
Al filo de las ocho de la mañana, los noticieros locales anunciaron que la Auditoria Superior de Hacienda en el Estado, encontró un desfalco de más de mil 300 millones de pesos, entre 2015 y 2016 de la administración Municipal de Matamoros, de la alcaldesa Leticia Salazar Vázquez (2013-2016).
Televisa del Golfo, al cierre del Noticiero Estatal matutino, dio a conocer la sorpresiva referencia sobre la administración PANISTA e informando que el presidente Municipal de Matamoros, Jesús de la Garza Diaz del Guante, había sido notificado.
La cuestión que se antoja es: ¿los exalcaldes también PANISTAS de Nuevo Laredo, Carlos Cantú Rosas y Lazara Nelly González Aguilar, de Mainero, tendrán que ‘echar sus barbas a remojar’?
El capítulo del exgobernador se escribió al filo del mediodía también de ayer, cuando los compañeros de la prensa esperaban la resolución judicial sobre el caso Hernández Flores, en un ambiente de opiniones divididas.
Pese a la fotografía que circulaba del exgobernador Eugenio Hernández Flores, donde aparece muy decaído y sin la carísima chamarra negra de la BMW, las opiniones sobre su inminente libertad eran optimistas.
El telón se corrió cuando el Juez Segundo Penal, Juan Manuel Ham Cortéz, a las 11:30 hrs. notificó la formal prisión contra de Eugenio Hernández Flores, ex Gobernador de Tamaulipas, formalizando su estancia en el Centro de Ejecución de Sanciones (CEDES) de la capital del estado, por los cargos de peculado y lavado de dinero.
En opinión del juzgador, Hernández Flores también es acusado por realizar operaciones con recursos de procedencia ilícita y por la presunta adjudicación de un predio de mil 600 hectáreas ubicado en Altamira.
Lo que parecía imposible sucedió, por lo que el juicio queda abierto y seguramente habrá decenas de citatorios, órdenes de aprensión y cateos de gente implicada en la comisión de ilícitos relacionados con el exgobernador.
Quizá lo peor para Geño está por venir si es que se hace efectiva la famosa ficha roja de la INTERPOL y es remitido a una prisión de los Estados Unidos.
Desde luego que los abogados defensores del exgobernador de Tamaulipas en el periodo 2005-2010 se desconcertaron y lo más seguro es que anunciarán el trámite de un nuevo amparo, pues al tener acceso al expediente dicen haber encontrado inconsistencias, que el Juez Juan Manuel Cortéz no consideró.
La justicia en Tamaulipas se empieza a encausar y lo que parecía un sueño imposible empieza a tomar rumbo, aunque la dirección que está tomando no sea del agrado de algunos sectores sociales.
Cierro este espacio con otra noticia no menos desconcertante. Los gringos de Donald Trump anunciaron su decisión de retirarse de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), argumentando un \"sesgo contra Israel\", informaron los vecinos del norte en una declaración oficial.
Según las normas constitutivas de la Unesco, la salida de Estados Unidos se hará efectiva el 31 de diciembre de 2018.

Deja un comentario

Create Account



Log In Your Account