Author
Entre Nos Carlos David Santamaría Ochoa

Date
8 Ago 2018(15:21:00)




Imprimir

Una de las acciones más importantes que tiene la mujer cuando se convierte en madre es, sin duda alguna, el ser esa base para cualquier persona: el primer cuidado y mimos, atenciones y todo lo que implica el ser madre, y que está coronado con la más sublime de todas sus acciones: la lactancia materna.

Históricamente se sabe que los niños amamantados por su madre tienen mejores defensas ante innumerables amenazas a su integridad física: los organismos que tiene la leche materna fungen como defensores de la integridad del niño, y funcionan de maravilla: los mejores en aspectos sanitarios son los que fueron amamantados por su madre.

Hubo un tiempo en que se dejó esta importante acción a las fòrmulas que se fabrican por diversos laboratorios y que, en forma desmedida, los doctores recetan a algunas mujeres que piensan que amamantar las hará flojas, feas, flácidas y muchas cosas más que nada tienen que ver con la realidad.

Otras creen que al dar pecho a sus hijos tendrán problemas de fiemeza en el busto y prefieren la estética que dejar a su hijo perfectamente protegido.

Es por ello que la Secretaría de Salud ha iniciado una campaña muy intensa en favor de promover la leche materna en todos los menores que llegan a este mundo y que ocupan las salas de nuestros hospitales, aunque sea por un día o menos, en alguno de los casos.

La Semana Mundial de la Lactancia 2018, “Fundamento de la Vida” arrancó con muy buenos augurios en la entidad, y hubo eventos significativos encabezados por las autoridades sanitarias, destacando la secretaria Gloria Molina y el subsecretario de Prevención y Promoción de la salud, Alejandro García Barrientos.

Acompañados de médicos y miembros del sector, hicieron ver la importancia de promover la lactancia en nuestras mujeres, y se han dedicado a entregar la información correspondiente para que ellas sepan lo benéfico que resulta, para ellos -los hijos- y ellas -las madres- esta práctica legendaria, pero plena de bienestar y sanidad.

Dijo el doctor García Barrientos que con la lactancia pueden conjurarse hasta el 20 por ciento de las muertes en recién nacidos, es decir, sirve para tener niños más sanos.

Para que recordemos: ayuda en cuestiones de nutrición, protege al recién nacido contra enfermedades respiratorias, diarreas y alergias, ayuda a la madre a disminuir el riesgo de anemia y depresión posparto, a estabilizar su peso, prevenir el cáncer de mama, de ovario y la presencia de osteoporosis después de la menopausia, así como para comenzar a enumera los beneficios de esta acción humana, tan importante en nuestros días y que es tan vieja como la humanidad misma.

Y García Barrientos convocó a la población a ejercer ese derecho de nuestros hijos de recibir la leche materna con sus nutrientes que son únicos, y que solamente una madre puede dar a su hijo. Así de importante resulta, de ahí que existan movimientos sanitarios mundiales que favorecen esta práctica tan hermosa y con una repercusión muy importante en cuanto a salud.

Los eventos se han llevado a cabo durante la semana que corre en la entidad, y han contado con la participación de la secretaria Molina Gamboa, así como del doctor García Barrientos y en forma virtual, procurando que la promoción se lleve a cabo en la forma mas intensa y completa posible, de forma tal que no haya un rincón en Tamaulipas sin la campaña tan significativa.

Se aplaude este tipo de acciones por la trascendencia social y sanitaria, y porque también es motivo de ahorro en hogares donde los hijos son alimentados con leche materna, evitando gastos que no tienen razón de ser en la mayoría de los casos.

La Semana Mundial de la lactancia materna tiene impacto en el orbe, y en nuestro país la maneja la Secretaría de Salud como base de tan significativo sector. Hay que apoyarlos y unirnos en la medida que nos lo permitan.
Deja un comentario


Create Account



Log In Your Account