Author
Por La Espiral Claudia Luna Palencia

Date
4 Dic 2018(18:07:37)




Imprimir

La pasada ceremonia de investidura de Andrés Manuel López Obrador, como presidente de México, no pasó desapercibida ante la atenta mirada de una Europa que mantiene fuertes lazos económicos y de inversión con el país azteca.
Una simbiosis económica que en 2018 ha dejado de manera preliminar miles de millones de dólares en inversión extranjera directa, con varios europeos liderando las inversiones: Países Bajos, España, Reino Unido, Alemania y Francia.
También está vigente (recientemente refrendado) el TLCUEM tras dos años de renegociaciones que permitieron mejorar varios de los artículos y su contenido sobre todo en lo relacionado a los derechos de la denominación de origen; este acuerdo de México signado con los 28 países miembros -hasta el momento contando con Reino Unido-, incluye una cláusula de democracia y otra de derechos humanos.
Desde 2000 a 2017, el intercambio comercial entre México y la UE, se cuadruplicó hasta los 159 mil millones de dólares; el cónclave europeo es el segundo inversionista en México y es el tercer socio comercial con un flujo cercano al 9 por ciento del total.
Una vez consumado el divorcio entre Reino Unido y la UE, el próximo 29 de marzo de 2019, y si todo continúa como parece apuntando hacia la ruptura definitiva, el TLCUEM será un acuerdo con 27 países miembros.
Brasil y México son las dos economías de mayor atractivo regional, por ende, del otro lado del Atlántico siguen atentos a los acontecimientos del cambio de coordenadas políticas en ambos países: el ultraderechista Jair Bolsonaro, tomará posesión de su cargo el próximo 1 de enero de 2019 mientras que Andrés Manuel López Obrador, líder de Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), ya hizo lo propio el pasado 1 de diciembre.
¿Qué se dijo en Europa de la llegada al poder del político tabasqueño de 65 años de edad? En Italia, el Corriere della Sera se preguntó cómo será el entendimiento de un presidente mexicano populista de izquierda con su homólogo estadounidense Donald Trump.
Cuestionó que clase de relación estratégica podría surgir entre México y Estados Unidos con base al nuevo entendimiento que pudiera lograrse sobre todo con tantos temas pendientes en una agenda bilateral entre dos países vecinos y dos socios comerciales.
En España, el periódico El País destacó que “inicia una nueva era en México en la que el combate a la violencia, la corrupción y la desigualdad serán asuntos clave”.
El diario La Razón cabeceó que “el izquierdista López Obrador asume la Presidencia de México”, en el texto del artículo el periódico español destacó la emotividad cargada de mensajes y simbolismos de la ceremonia de investidura y señaló que el ahora presidente prometió acabar con la corrupción.
En Francia, Le Fígaro tituló “Andrés Manuel López Obrador y la Cuarta Transformación”, y dedicó su espacio a explicarle a los lectores galos por qué razón sería la cuarta (la Independencia en 1810, las leyes de Reforma laicas en 1857 y la Revolución Mexicana en 1910); asimismo señaló que los primeros desafíos del nuevo mandatario serán qué hacer con la caravana de migrantes.
Le Monde, otro galo con raigambre, fue mucho más acucioso al dimensionar que “en México, AMLO encara un problema de seguridad”, al tiempo que destacó que como candidato él “prometió romper con el pasado” aunque “sus proyectos nacionales desatan la desconfianza”.
En los británicos The Guardian y The Telegraph tampoco pasó desapercibida la toma de posesión del líder de MORENA que tras doce años de insistencia logró finalmente conquistar la Presidencia; ambos mencionaron la nueva amistad entre el mandatario López Obrador y Jeremy Corbyn, líder del Partido Laborista.
The Guardian hizo alusión a que “el presidente AMLO toma el poder con la esperanza de transformar a México”, y acto seguido cuestionó si él podrá hacerlo.
The Telegraph, por su parte, refirió al nuevo acuerdo migratorio firmado con Honduras, Guatemala y El Salvador como uno de los primeros actos del presidente López Obrador.
Mientras en Alemania, la emisora alemana, Deustche Welle dedicó un amplio espacio a explicar a los germanos quién es el nuevo dignatario azteca al que desdibujó como “un veterano líder político que después de 12 años logró la Presidencia” alguien que “tiene un fuerte liderazgo personal y un programa económico nacionalista y antineoliberal con un discurso de renovación moral”.
Deja un comentario


Create Account



Log In Your Account