Author

Date
10 Jun 2019(15:53:51)


Imprimir

Las personas adultas que durante su infancia tuvieron más contacto con espacios naturales podrían tener una mejor salud mental que aquellas que estuvieron menos expuestas a la naturaleza, según un estudio del Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal).

El estudio, que publicó la revista International Journal of Environment Research and Public Health, ha sido elaborado a partir de datos de cerca de 3,600 personas que viven en Barcelona (España), Doetinchem (Holanda), Kaunas (Lituania) y Stoke-on-Trent (Reino Unido).

Los investigadores del ISGlobal han querido comprobar el impacto de los espacios verdes y azules en el bienestar mental y la vitalidad física de la población. Hasta ahora, la exposición a espacios naturales al aire libre se ha asociado con beneficios para la salud, como un mejor desarrollo cognitivo y un mejor bienestar mental y físico, pero pocos habían explorado el impacto de la exposición a entornos naturales durante la infancia en la salud mental y la vitalidad en la edad adulta.

Además, los estudios sobre espacios verdes -jardines, bosques o parques urbanos- son más abundantes que en el caso de los espacios azules- canales, estanques, arroyos, ríos, lagos o playas-. Este nuevo trabajo, que forma parte del proyecto PHENOTYPE, se basa en las respuestas de los participantes a un cuestionario sobre la frecuencia de uso de espacios naturales durante su infancia, incluyendo tanto las visitas intencionadas -por ejemplo, salidas a la montaña- como las no intencionadas -jugar en el jardín de casa-.

Puede interesarte...
La OSUANL ofrecerá un pasaporte musical?
También se les preguntó sobre la cantidad, uso y satisfacción de espacios naturales alrededor de su vivienda, así como la importancia que le dan en la actualidad. La salud mental de los participantes -nivel de nerviosismo y sentimientos de depresión en las últimas cuatro semanas- y la vitalidad -nivel de energía y fatiga- se evaluó a partir de un test psicológico.

El índice de vegetación alrededor de la vivienda en la vida adulta se estimó a partir de imágenes de satélite. Los resultados mostraron que los adultos que durante la infancia se habían expuesto menos a los espacios naturales mostraban peores resultados en los tests de salud mental, en comparación con las que tenían más exposición durante la infancia. (Con información de Agencias)
FUENTE
https://www.elhorizonte.mx/
Deja un comentario


Create Account



Log In Your Account