Author

Date
11 Jul 2019(05:52:41)


Imprimir

La menopausia es el cese permanente de la menstruación, que puede confirmarse después de 12 meses de ausencia de sangrado menstrual (amenorrea). La edad promedio en que se presenta en mujeres mexicanas es a los 47.9 años, de acuerdo con datos de la más reciente Encuesta Nacional de Climaterio, aseguró el doctor Cuauhtémoc Celis, vicepresidente de la Federación Mexicana de Colegios de Obstetricia y Ginecología (FEMECOG).

El también especialista en ginecología y obstetricia detalló que, durante este proceso natural del envejecimiento, las mujeres van disminuyendo la producción de estrógeno, una hormona de vital importancia en el cuerpo femenino que ayuda a cumplir múltiples e importantes funciones, lo cual causa la aparición de síntomas vasomotores que al menos 6 de cada 10 mujeres experimentarán como sequedad vaginal, sofocos, insomnio, irritabilidad y cambios de humor, entre otros.

Al respecto el doctor Celis González, explicó que “los estrógenos son las hormonas sexuales femeninas que se producen en el ovario y al menos cuatrocientos receptores diferentes del cuerpo de las mujeres los reciben para actuar a nivel cerebral, piel, mucosas --tanto genitales como de la vía oral--, hueso, corazón y glándula mamaria, entre otras”.

Por su parte, la doctora Imelda Hernández, especialista en ginecología endócrina y menopausia, agregó que es importante considerar que la llegada de esta etapa conlleva una caída drástica en la producción de estrógenos, lo que implica la pérdida de la protección natural frente a enfermedades cardiovasculares y osteoporosis, así como alteraciones del sueño y disminución del deseo sexual.

“La disminución de estrógenos después de la menopausia, aumenta el riesgo de sufrir una enfermedad del corazón, pues dicha hormona está relacionada con los niveles de colesterol bueno y malo. En el caso de los huesos puede causar pérdida de la masa ósea, debido a que la reabsorción del hueso va más rápido que la construcción de este, por lo tanto, las mujeres llegan a desarrollar osteoporosis”, añadió.

Ante esta situación, la doctora Imelda Hernández, expuso que la terapia hormonal estrogénica puede ayudar a aliviar las molestias mencionadas, con diferentes presentaciones que ayudan a individualizar el tratamiento, de acuerdo a las necesidades y estilo de vida de las pacientes que puede ser transdérmica, oral o inyectable.

La vía transdérmica además del control de síntomas moderados a severos, ofrece ventajas como la facilidad de aplicación, apego al tratamiento, rápida absorción, niveles de fármaco estables, no causa irritación, permite individualizar la dosis y tiene un buen perfil de seguridad que hace que se pueda emplear en pacientes con riesgo leve a moderado.

Finalmente, los especialistas concluyeron que, en esta etapa tan importante en la vida de las mujeres, es fundamental acudir al médico para encontrar la mejor opción terapéutica que les ayude a vivir plenamente sin temor a la menopausia.

Fuente:
cronica.com.mx
Deja un comentario


Create Account



Log In Your Account