Cuidemos el patrimonio

Vienen tiempos de mucho movimiento económico en la entidad y el país: los aguinaldos, una prestación de ley para todos los trabajadores, comenzarán a verse por las calles de nuestra ciudad, y los comerciantes lo saben, por lo que preparan ya todo lo necesario a fin de poder hacer frente a esta oportunidad de recuperar un poco lo mucho que se ha perdido por la recesión y otras cosas.
El aguinaldo debe entregarse en efectivo, y la ley marca un mínimo de diez días para esta prestación; algunos negocios y empresas lo hacen en forma ele trónica, que es la nueva forma de manejar los recursos.
Hay ocasiones en que nunca tocamos el dinero que ganamos: llega a la cuenta y de ésta surgen diversos caminos en aras de satisfacer las necesidades de cada quien.
En este sentido, las autoridades han dispuesto un operativo que, como en años anteriores, se encargará de que haya más seguridad, pero no debemos confiar en esto, sino que hay que poner de nuestra parte para que los actos fuera de la ley no se multipliquen, y por lógica, que no se nos presenten.
Las paqueras, los que estafan a otros con el supuesto de los cheques de muchos miles o los fajos de billetes que en realidad son uno o dos que forran una cantidad grande de recortes de periódico, hacen su agosto en diciembre. Hay que tener cuidado y que no nos alcance la voracidad, porque sin lugar a dudas, lo que mueve estos ilícitos es precisamente esa voracidad de la que hablamos.
Las autoridades siempre refuerzan lugares como la calle Hidalgo en el tramo comercial que implica la zona centro, así como algunos sitios donde se concentra el comercio y por lógica la mayor parte de los gastos.
Nosotros tenemos la misión de cuidar el patrimonio de la familia, el nuestro que mucho trabajo cuesta tenerlo, y ahí está precisamente la idea: reforzar medidas de prevención para evitar ilícitos.
El alcalde Alejandro Etienne Llano ha declarado que la policía municipal está preparada para este operativo que se lleva a cabo, como dijimos, en coordinación con otros niveles de cuerpos de seguridad, tanto estatales como federales, con la idea de darnos la sensación de que estamos bien cuidados, bien protegidos.
Y bueno, también es típico de la temporada la compra de regalos para los miembros de la familia y uno que otro conocido, amigo o compañero de trabajo; aquí la recomendación es igual: cuidar los recursos, porque según previsiones, 2014 no será un año fácil en materia de dineros.
Habrá que seleccionar los regalos para los nuestros, buscando que haya en ellos la cobertura a necesidades sentidas y dejar a un lado las banalidades.
Los juguetes, dicen algunos, son cosa que puede dejarse para después, y en ese sentido no estamos de acuerdo, porque son parte del desarrollo de los chicos y chicas que, luego de un año de esfuerzos y estudios, quieren su recompensa, sea en diciembre 24 o en enero 5, pero ellos buscan su regalo, y realmente lo merecen.
Mucho se puede decir sobre .as medidas de cuidado que hay que tener, sin embargo, somos nosotros mismos los que tenemos que hacer algo en materia de cuidado y prevención de delitos. No se vale echar culpas a los demás cuando no hemos tenido la precaución de tomar las medidas que las autoridades están ya difundiendo a través de distintos canales de comunicación.
La seguridad es base para poder vivir tranquilo, y si las autoridades nos están otorgando un refuerzo muy importante en ese rubro, lo menos que tenemos que hacer es responder a ello con mucha aplicación de las medidas que nos dictan.
Así pues, ya sabe que tenemos la misión de cuidar lo que es de la familia, lo nuestro, lo que hemos ganado con tanto esfuerzo, y es ahí donde la prudencia, el gasto razonado y esas cosas son la base de una navidad tranquila.
Hagamos lo que nos toca, pidamos a todo elemento y cuerpo de seguridad que haga su trabajo, que los comerciantes lo hagan bien, y entonces, podremos aspirar a una navidad más tranquila, con menos conflictos y falta de recursos.
Comentarios: entrenos@prodigy.net.mx

(Visited 1 times, 1 visits today)