No quieren al gobernador

0

-Falla gobernante a sus representados.
-La desgracia de Granier
-Por culpa de Madrazo llegó Núñez
-Desayunos escolares….¿con ostiones?

COMO lo prometido es deuda, hoy abordaremos temas de interés general que tienen su origen en el estado de Tabasco, allá en el sureste de la República Mexicana.
En reciente visita a El Edén, como también se conoce a esa entidad federativa, constatamos el ambiente áspero que existe entre el gobierno estatal y los medios masivos de comunicación, impresos y electrónicos.
A juzgar por testimonios de reporteros y empresarios en esa actividad, el gobernador ARTURO NUÑEZ, desde el inicio de su mandato constitucional, marcó una distancia con empresarios y representantes de medios de comunicación.
La frialdad de las relaciones lo mismo afecta convenios publicitarios que el trato personal entre el Jefe del Ejecutivo Estatal y los trabajadores de la información.
NUÑEZ, de acuerdo a información recabada al respecto, llegó a la gubernatura arropado por el Partido de la Revolución Democrática y, obviamente, por los beneficios del “efecto López Obrador”.
Los ciudadanos tabasqueños le brindaron su confianza a través del voto popular a quien desertó de las filas del Revolucionario Institucional por la presión ejercida por ROBERTO MADRAZO PINTADO, quien, entre paréntesis, sigue influyendo en la política en esa ínsula del sureste mexicano.
Sin omitir la mala fortuna del exgobernador ANDRES GRANIER al enfrentar los embates de tres fenómenos meteorológicos que prácticamente devastaron gran parte de las ciudades de esa entidad federativa.
Mientras los ciudadanos clamaban por obras de infraestructura urbana, GRANIER justificaba el atraso en ese rubro por el desmedido gasto presupuestal como consecuencia de los daños que ocasionaron los huracanes que azotaron El Edén durante su sexenio.
Además, presuntos actos de corrupción, terminaron por convencer a los tabasqueños de la necesidad de una alternancia política estatal.
Es así como ARTURO NUÑEZ, ante el desaire al priismo, triunfa en las elecciones por la gubernatura.
No obstante, tal parece que la confianza ciudadana se ha perdido en un porcentaje bastante elevado a tan solo 18 meses de haber asumido ese poder constitucional.
Entre otras inconformidades, NUÑEZ enfrenta la opinión tabasqueña ante la nula actividad en materia de infraestructura urbana. Lo peor del caso es que se la ha detectado subejercicio presupuestal de origen federal.
Los habitantes de Villahermosa, por ejemplo, no le perdonan a su gobernador que se hayan regresado alrededor de 150 millones de pesos con etiqueta federal, por falta de planeación para ejercer un presupuesto de 500 millones. Saben, bien que saben que la siguiente partida anual con origen en ese erario se reducirá a la cantidad ejercida.
Otra crítica fuerte que enfrenta el mandatario tabasqueño es en el sentido de que haya inducido al Poder Legislativo para que el Sistema DIF se haya convertido en una dependencia gubernamental.
Acusan a la Primera Dama, MARTHA LILIA LOPEZ, que permite entrada de gastos que tienen que ver con centenas de kilos de camarón y ostión etiquetados para los desayunos escolares.
Obviamente, la opinión pública ni cree ni justifica que los alumnos tabasqueños de escuelas primarias desayunen mariscos. Sin embargo, están convencidos que esos productos alimenticios son servidos en actos gubernamentales o privados, pero que se le etiquetan al DIF estatal en base a la nueva normatividad de operación, con sustento legislativo.
Tal es la percepción ciudadana del mandatario perredista, a quien no parece importarle la crítica de sus representados ni de los medios de comunicación.
Desde esa óptica, los votantes comienzan a armarse de paciencia en espera de que concluyan los 72 meses de su gobierno.
Con base en la decepción ocasionada por el actuar del gobierno estatal, se augura desde ahora una nueva alternancia política en ese estado del sureste azteca, una vez llegado el momento del relevo de ARTURO NUÑEZ.
Lo que nada tiene que ver con la millonaria inversión del empresario CARLOS SLIM en un centro comercial de primer nivel en la ciudad de Villahermosa. El inmueble es considerado como el tercero en la República Mexicana.
El próspero tabasqueño IGNACIO COBOS, propietario de la cadena de hoteles Calinda Viva y de un rotativo de circulación estatal, es socio de SLIM en esa Gran Plaza.
Y hasta la próxima.
mariodiaz27@prodigy.net.mx

(Visited 1 times, 1 visits today)