Cena de caníbales.

0

En política no hay nada escrito, y como dicen en el béisbol, se acaba hasta que se acaba, y las circunstancias pueden cambiar de un momento a otro, la historia tiene muchas muestras de eso, cabe recordar que Alfonso Elías, perdió la gubernatura de Sonora por el caso de la Guardería ABC, y terminó sucumbiendo ante el panista Guillermo Padrés Elías, en el 2006 Andrés Manuel, llevaba amplia ventaja en la sucesión presidencial y perdió por medio punto contra Felipe Calderón, el caballo negro del PAN, en la más reciente elección en Nuevo León, Clara Luz Flores, sacaba más de 20 puntos de ventaja y terminó quedando en tercer lugar, muy por debajo de Samuel García y Adrián De la Garza, las mentiras de Clara Luz, sepultaron sus aspiraciones y cambiaron drásticamente las circunstancias de la elección regia.

La política es de momentos y circunstancias, los recientes hechos de violencia en contra de un empresario reynosense, en San Pedro Garza García Nuevo León, levantaron la tapa de la cloaca y la salpicadera de eses copo a políticos tamaulipecos, ligados al empresario fallecido.

Desde hace algunas semanas, la guerra interna en Morena, se galvanizó, salpicando a todos y con todo, y los hechos ocurrido de esta semana, solo pusieron la mesa lista, para que una cena con caníbales políticos sea el cerrojo de una lucha intestina interna. El diputado morenista, maderense, Erasmo González, pareciera ser el chef de la cena, todos lo señalan como el Caronte de la contienda, que sin duda, no cobra una moneda de oro, si no mucho más por tanto favor legislativo.

La mezquindad guinda, se ha salido de control, ni Mario Delgado, y desconocemos quien pueda asumir el liderazgo de Tamaulipas, porque con la confusión de saber quién tiene el control del partido en la entidad, todos aprovechan para hacer de la contienda interna un verdadero carnaval político.

Héctor Garza, el Guasón, sigue teniendo eventos, en momentos en que la disciplina partidista debería de prevalecer, José Ramón Gómez, guarda silencio con los hechos ocurridos, los flechas de sus adversarios van todas contra él, en cena de caníbales no se degusta legumbres, si no carne del adversario político.

Las circunstancias le han cambiado a Morena, la guerra intestina y el canibalismo, ha traspasado las puertas, ventas y se les salió de control, desde el momento que una convocatoria institucional no es respetada, y fue pasada por el arco de los buenos deseos, ya nada fue igual, ya guerra civil tendía a recrudecer, pero se fue más allá, y con los últimos acontecimientos algunos de los participantes, nunca más aparecerán en una boleta electoral, si es que tenían alguna esperanza.

Sin lugar a dudas, los hechos salpican a todos, la cuestionable camioneta blindada de Lalo Gattas, alcalde de Victoria, que responde iracundo cuando le preguntan del tema los medios locales, las otras camionetas del mismo tipo y el financiamiento dudoso, cambian las circunstancias políticas, de un partido que se auto llama como limpio e incorruptible, pero que en los hechos está resultando ser lo mismo, pero más caro.

Nadie en la mesa es absuelto, las mordidas y tirones, están en un toma y daca, y como lo escribí hace algunos días, el que quede vivo al final sepultara a los demás o lo degluta poco a poco, sin embargo, también le quedaran huellas de la batalla, y muchos signos de mordidas, moretones y hasta cuestionamientos de donde salen los financiamientos, nadie se escapara de esta destapada de cloaca.

Pareciera ser, que para la izquierda pelearse por el cien por ciento de nada, es mejor que compartir un pedacito de pastel, a la vieja usanza izquierdista, si no llego yo, no llega nadie. Y con estos argumentos podría repartirse una escena ya muy conocida llamada Nuevo León, donde Morena, comenzó la competencia como un tigre invencible y terminó siendo un triste gatito.

Al tiempo.

De Aquello y lo demás…

Ha terminado la Feria Tamaulipas, en la sede de Ciudad Victoria, donde miles de familias se dieron cita, la asistencia fue monumental, y la participación de los municipios fue trascendental para darle el empuje y realce a este acto de diversión y convivencia familiar.

El turismo local, regional y de otros lugares de México y el extranjero, se dieron cita, para degustar nuestra gastronomía, que como San Fernando, mostró los manjares de los productos de la Laguna Madre, como los molotes, el camarón y jaiba, reconocidos a nivel mundial.

El machado del Encinal y del Barranco, el cabrito de Burgos, la carne asada del Norte, la delicias del sur en Tampico, Madero y Altamira, fueron también puesta a gusto del público asistente, que dieron fe, de cómo el estado, es un mosaico de buena comida y buena bebida.

Además de presentar a grandes artistas, también se dio cuenta, de la importancia económica de nuestro estado, de las inversiones en energías renovable, en generación de empleos y en la diversidad turística y tener en muchas áreas, bastiones únicos como el Cielo y el turismo cinegético, que dan vuelta al mundo año con año.

chanorangel@live.com.mx

(Visited 1 times, 1 visits today)