Bullying sindical

0

Inicia la semana primera de junio de este 2014 con temas diversos para Tamaulipas en cuestión de noticias, como la llegada del presidente Peña Nieto a Tampico acompañado de casi medio gabinete, con motivo del Día de la Marina.
También trascendió de los movimientos que se están haciendo en la policía ministerial para que por fin se acrediten como lo señalan las autoridades nacionales y que de alguna forma se busca apoyar la seguridad pública que tanto anhelamos en el estado.
A nivel nacional, los mismos temas de inseguridad, sobre peso, y el del Bullying, siguen haciendo manchones en la imagen del estado, porque se continúa leyendo estos temas tamaulipecos en el extranjero.
Particularmente en el caso del Bullying, la muerte y las circunstancias que rodean los hechos del niño de la escuela secundaria 7, de la capital de Tamaulipas, donde los actores son el niño, sus compañeros, la maestra, tres miembros más del personal y, desde luego los padres.
Por otro lado, la actitud que han asumido las autoridades de la Procuraduría General del Estado y de la Secretaría de Educación de Tamaulipas, a través de los agentes del ministerio público como entes investigadores y en el caso de la SET, como testigos de la investigación judicial.
Quien de verdad ha rallado en el desconocimiento de su papel educador y de “líder” oficial del sindicato de maestros, ha sido el secretario general, en sus declaraciones sobre “expulsar”, “dar de baja”, a los estudiantes practicantes del Bullying en las escuelas del estado.
Realmente son una sorpresa estas declaraciones de Jesús Rafael Méndez, una persona estudiada y ¡maestro! No fue un solo periodista quien publicó las declaraciones del profesor, fueron varios compañeros de la prensa que captaron las afirmaciones antipedagógicas y lo mismo se escucharon en la radio, que en la TV, y se leyeron en los impresos y digitalmente.
Rafael Méndez estudió para profesor y debe recordar en sus clases de la Normal Federalizada, recibió muchos cursos sobre la actitud que debe asumir un docente frente a las conductas de los alumnos y más cuando se trate de agresión. Pero lo primero que se le ocurre y “ordena” a sus representados es que “corran” a los niños que practiquen Bullying.
Por otro lado, ¿quién es Rafael Méndez Salas para ordenar a los maestros que “expulsen a un alumno”? Tal parece que ya se le olvidó a “Rafa” -tan pronto- que los tiempos de Elba Esther gordillo pasaron. ¿Quién tiene la rectoría de la educación en Tamaulipas?
La actitud sindical debe ser, primeramente, respetuosa del trabajo del profesor que “…basado en los resultados del saber científico…” -según reza un extracto del 3° constitucional… En segundo lugar, el respeto a lo que otros hacen y no violentar con declaraciones insulsas la situación hasta legal y profesional de los maestros en conflicto.
Sus compañeros de gremio, particularmente los de la secundaria 7, mejor ya se organizaron solos y ayer lunes manifestaron “Trabajar Bajo Protesta” por las acusaciones de la agencia investigadora del ministerio público, donde se identifican delitos:
“Abandono de Persona” cuando el prefecto, voluntariamente, llevó al niño a su domicilio. Solo que lo dejó en la puerta. Además, los acusan de no haber llamado a los servicios de emergencia o hacer uso del Seguro Escolar.
“Homicidio Preterintencional” es el otro delito del que se les acusa, pero quizá solo se aplica a la maestra de español y dice el código penal que “Ocurre este delito cuando habiendo intención o dolo en el agresor de provocar lesiones a otra persona con un medio idóneo para ello, le provocare la muerte, sin que razonablemente el medio utilizado sea apto para ese fin.
Me detengo un poco en este renglón y me parece que el este delito cae por sí mismo porque creo que ningún fiscal o agente del ministerio público pueda demostrar intención o dolo en esta lamentable muerte.
Estas son apreciaciones propias, ajenas incluso a la ciencia del derecho, pero lo peor de esto, es que el “líder” declaró, antes de enterarse de cualquier resultado inicial, que “no apoyará a ningún maestro que permita Bullying en el salón de clase”.
Me parece que usurpa funciones, da la instrucción de que “sus” maestros, deben suspender a los niños si los encuentran practicando estas acciones.
Jesús Rafael Méndez Salas olvida dos cosas importantes: Por un lado hay un sindicato independiente que le puede restar al número de agremiados; Por otro, tiene aspiraciones políticas y algunas plumas lo estén candidateando para diputado federal, solo que la raza del gis sigue sentida por la forma despótica del trato y la palabra incumplida.
Comentarios: mario.vargas@starmedia.com

(Visited 1 times, 1 visits today)